Escuela de verano

Una muestra de generosidad de nuestro centro…

Proyectos MCI

Como sabéis, en el primer trimestre hemos realizado diferentes campañas de recogida de  dinero para nuestro proyecto solidario del Centro de Día y Comedor de Bata en Guinea Ecuatorial. Se recaudó en total 614.50 euros gracias al I Bocadillo Solidario y al sorteo de la Cesta Navideña.

El dinero ya ha llegado a su destino, y desde allí nos han enviado una carta de agradecimiento que queremos compartir con todos vosotros. Porque toda la Comunidad Educativa de Santa María de los Apóstoles (familias, alumnado y profesorado) ha colaborado en este proyecto tan solidario. Muchas gracias  a todos, sin vuestra colaboración esto no sería posible.

Os iremos informando de las próximas campañas solidarias. Contamos con vuestra colaboración para seguir ayudando a esta zona tan desfavorecida en la que trabaja nuestra Congregación.

A continuación tenéis la carta que nos han enviado…

 

Estimados amigos.

Agradeciendo al Señor de la Vida y de la Historia por la oportunidad de compartir con los Ancianos del Barrio Etofili de la Ciudad de Bata (Guinea Ecuatorial), os escribimos, para agradeceros infinitamente vuestra colaboración que nos brindáis, y a la vez, compartir con vosotros el caminar de nuestro Centro de Día y Comedor “Casa Nazaria”

El sentir de la comunidad Misioneras Cruzadas de la Iglesia de este barrio, es el mismo que expresa el Papa Francisco en la exhortación apostólica, "Evangelii gaudium”: “Puedo decir que los gozos más bellos y espontáneos que he visto en mi vida, son los de personas muy pobres que tienen poco a qué aferrarse". Pues la realidad que vivimos está envuelta de miseria, no podemos hablar de pobreza.

En la soledad, el abandono, la pobreza, la enfermedad, la vejez… de los ancianos, vemos en el día a día rostros sonrientes, miradas de gratitud,   ganas de vivir, palabras de ánimo y de esperanza.

Como es de conocimiento vuestro el centro está abierto de horas 09:00 a 14:00, dejando así el espacio a los niños y jóvenes que viene al Centro de Apoyo escolar y biblioteca. Contamos con un único salón.

En la mañana algunos ancianos: llegan, se duchas, lavan su ropa y descansan hasta la hora de comida.

En algunos momentos contamos con la presencia de jóvenes, que les corta el cabello, la barba, las uñas....

La realidad cultural y tradicional de este pueblo aún condiciona el desarrollo y crecimiento en todos los niveles de la persona. Es muy triste la marginación que se da entre las distintas tribus (Fang, Combe,…)

Esto también afecta la vida de los ancianos, algunos consideran la vejez como algo malo, desgracia para la familia, les llaman “brujos”, de mal espíritu y son abandonados por el comportamiento que han tenido durante su vida.

Otra causa de abandono en esta cultura, es que los hijos varones, son quienes se hacen cargo de los mayores, pero como algunos han inmigrado, aunque tengan hijas mujeres, están destinados a vivir en la calle.

Actualmente de lunes a sábado asisten 15 a 24 personas, dependiendo del tiempo y las costumbres, a otros se les envía la comida a sus casas, porque están imposibilitados.

El día sábado llevan la comida, para día domingo o cuando coincide feriados varios días, se les da una bolsa con víveres.

En días como Navidad o Jueves Santo, nosotras compartimos la comida con ellos, es un forma celebramos estas fiestas en fraternidad.

En caso de enfermedad, se les ayuda económicamente para los tratamientos, puesto que en este lugar el Paludismo y la Tifoidea, son como el catarro para nosotros, la diferencia es que hay varios niveles y causa la muerte de mucha gente.

 Todo esto es posible gracias a los dones que vosotros y otros dais, para llevar adelante este proyecto.

En nombre de cada uno de los ancianos ¡MUCHAS GRACIAS! Que el Señor os conceda “el ciento por uno” por tanta generosidad y entrega incondicional en favor de estos hermanos nuestros, que al final de sus vidas necesitan de nuestra ayuda.

Un abrazo fraterno.

H. Blanca Armendáriz Abril

Misionera Cruzada de la Iglesia

Tags: